×

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

Sociedad Vasco-Navarra
de Patología Digestiva

CRIBADO DE CÁNCER DE PÁNCREAS EN POBLACIÓN DE ALTO RIESGO, NUESTRA EXPERIENCIA EN EL HOSPITAL UNIVERSITARIO DE NAVARRA

Autores

Eizaguirre Ubegun M. (Presentador) (1), Balerdi Trébol M. (1), Gordo Ortega A. (1), González de la Higuera Carnicer B. (1), Saldaña Dueñas C. (1), Prieto Martínez C. (1), Ruiz-Clavijo García D. (1), Urman Fernández J. (1), Bolado Concejo F. (1)
(1) Hospital Universitario de Navarra, Pamplona.. Servicio de Servicio Digestivo.

Introducción

El cáncer de páncreas (CP) se caracteriza por ser muy letal y agresivo por lo que su diagnóstico precoz es un desafío para el clínico. Algunas sociedades Científicas como la AGA recomiendan en sus guías realizar cribado en las personas de alto riesgo de CP. En dichas guías se indica a quién cribar, las pruebas a realizar, la frecuencia de las mismas, la edad de inicio según riesgo y cuándo finalizar el seguimiento. Bajo esta premisa comunicamos nuestra experiencia en el cribado de CP en población de alto riesgo. 

Material

Estudio observacional retrospectivo de un registro de pacientes con alto riesgo de CP creado en enero de 2018. El grupo de riesgo está formado por pacientes con: familiares de primer grado (FPG) de CP, 1FPG con CP que a su vez tiene otro FPG con CP, pacientes con Sd de Peutz-Jeghers, Sd melanoma familiar atípico, pancreatitis crónica hereditaria y portadores de mutaciones en genes (BRCA1, BRCA2, PALB2, ATM, MLH1, MSH2 o MSH6 con al menos un FPG con CP). Realizamos un análisis descriptivo con las siguientes variables: sexo, edad, tabaco, DM, sobrepeso, presencia de síntomas digestivos, pruebas basales y durante seguimiento, pruebas a demanda, estudio genético, diagnóstico de tumor u otras lesiones, tratamiento requerido, adherencia al cribado. 

Resultados

Se han incluido 28 pacientes, de las cuales 17 son mujeres, con una edad media de 55 años. 7 pacientes (25%) eran fumadores y 1 dejó de fumar tras la primera consulta. El 32,1% de los pacientes tienen sobrepeso. Ningún paciente es diabético. 21 pacientes están asintomáticos (75%), siendo la dispepsia el síntoma más frecuente. La indicación más frecuente (57,1%) de cribado es presentar 2FPG de CP. La prueba basal de cribado fue la USE en el 70,4% de los pacientes, siendo la alternancia de USE+RMN la opción de seguimiento en el 60,9%. Sólo en 1 paciente se tuvo que realizar una USE+PAAF a demanda por duda diagnóstica. Se ha remitido a Genética al 51,9% de los pacientes. Durante el cribado no hemos diagnosticado ningún CP precoz, siendo detectados 1 quiste pancreático simple y una TPMI-RL que ha requerido de una pancreatectomía corporocaudal. La adherencia al programa alcanza el 92% y un adecuado seguimiento en el 84% de los pacientes.

Conclusiones

El cribado de CP en pacientes de alto riesgo está recomendado en la actualidad si bien existen dudas en cuanto a su rentabilidad. Este hecho hace necesaria la realización de registros específicos para analizar los resultados de estos programas. En nuestro caso la indicación más frecuente fue la agregación familiar (2 FPG) y solo en un caso se identificó una lesión preneoplásica.